Edyta (Katarzyna Herman), una mujer de 40 años parece ser pobre y sin hogar. Tiene una manera poco usual de ganarse la vida: se anuncia como prostituta en Internet pero, antes de completar el acto sexual, droga a sus clientes, se da una ducha, saca cosas de la heladera y se echa una siesta. (PEL [click en Magnet]) (SUB)