FM (FM Einheit) despierta un día con la sensación de que el Muzak está diseñado para controlar y para lavar el cerebro de las masas, algo semejante a las lobotomías. También piensa que esta música envía mensajes subliminales que pueden paralizar el pensamiento crítico. A raíz de este despertar visionario, FM baja a una hamburguesería y allí registra el sonido ambiental para comenzar a hacer experimentos en su casa y conseguir un aparato que llamará «anti-muzak». (PEL)(SUB)